Erotismo, sexo, relaciones y parejas.

La masturbación ¿causa agotamiento sexual?

Luigi Eroxxx 21 junio 2009

agotamiento-sexual.jpg
Para los que no me conocen les diré que soy un fiel creyente de los beneficios de la masturbación, una de mis frases favoritas es “la masturbación es un deporte, practícala” y toparme con la noticia que masturbarnos puede causarnos agotamiento, quizás crónico, es un poco alarmante, aunque no es tanto el masturbarse como el hecho de tener múltiples orgasmos.

¿Acaso en sexo no es la actividad física mas recomendada y por mucho?, al parecer tiene bases científicas y medicas lo que ahora les comento. El único inconveniente que realmente le veo al hecho de masturbarse mucho, es quizás, que podría interferir con otros aspectos de tu vida.

Cuando masturbarse es lo más importante de nuestras vidas es cuando lo pueden considerar un problema, antes de eso no, así que no se asusten si se masturban 5 o 6 veces al día, cuando tienen 16 años, preocúpense cuando pasen de los 30.

En lo particular, prefiero agotarme sexualmente, ya sea por masturbarme o por una buen sesión de sexo
, al término de la misma, veo el mundo desde otra perspectiva, me siento mejor y mas relajado, así que seguiré promoviendo el sexo y la masturbación como parte de una vida sana y productiva.
Si bien les preocupa el agotamiento sexual y quieren saber cómo evitarlo o que lo produce, les dejo una larga lista de lo que incluye, espero nos lo afecte demasiado.

Los síntomas de agotamiento sexual incluyen:

1. Dolor/calambre habitual o durante el orgasmo/eyaculación en la cavidad pélvica, lumbares, sacro, abductores, perineo, pene, (clítoris y vagina durante la penetración-acto sexual-orgasmo-y post-orgasmo), testículos, pelvis, hombros y cabeza, debido a la falta de la hormona prostaglandina E-1 (para relajación y elasticidad de los tejidos) sintetizada por los tejidos locales, y una caída abrupta de los neurotransmisores cerebrales acetilcolina, dopamina, serotonina y GABA, o una excesiva conversión de la dopamina en norepinefrina (noradrenalina)-epinefrina (adrenalina).

2. Depresión, estrés, ansiedad e inestabilidad emocional, debido a la deficiencia de neurotransmisores (acetilcolina, dopamina, serotonina y GABA)

3. Desórdenes de atención y mente ausente (falta de concentración), (debido a la deficiencia de los neurotransmisores cerebrales acetilcolina y serotonina), y fallos o memoria insuficiente.

4. Ojeras y sensibilidad a la luz: problema en los nervios sensores (deficiencia de acetilcolina) y circuitos amplificadores (falta de dopamina).

5. Zumbido en los oídos. (punto 4).

6. Escasa o falta de producción seminal (también sequedad vaginal en las mujeres), eyaculación débil y escasa y/o acuosa, o falta de eyaculación y orgasmo, debidos a desórdenes neuroendocrinos resultantes del agotamiento de las funciones hepáticas, renales, prostáticas y testiculares. En los hombres es el mecanismo de destrucción de la producción seminal; en las mujeres es debido a un bajo nivel de estrógenos o a un alto nivel de progesterona en la sangre.

7. Erección débil o impotencia.

8. Libido escasa, agotamiento y fatiga debido a la deficiencia de los neurotransmisores dopamina, acetilcolina y serotonina.

9. Prostatitis o uretritis (abrasión de la próstata y los conductos uretrales debido a la acción alcalinizante del flujo diario de semen), infecciones habituales de la próstata, uretra y vejiga), incontinencia urinaria o intestinal, insensibilización del clítoris o dolores. Excesivo fluido pre-seminal y vagina demasiado húmeda.

10. Debilitamiento del pene y aflojamiento de los músculos de la vagina, debido a la atrofia de los tejidos esponjosos causado por daños en los nervios, deficiencia de acetilcolina y/o Óxido Nítrico, o exceso de adrenalina en los receptores simpáticos alfa.

11. Curvatura y reducción del pene, y disminución del tamaño del clítoris y destrucción del punto G; formación de tejidos cicatrizados debido a la abrasión de nervios y tejidos.

12. Eyaculación precoz. Daño en la próstata y nervios y conductos uretrales y caída de los niveles de serotonina y acetilcolina en el cerebro y sinapsis nerviosas.

13. Prematura caída del cabello y decoloración.

14. Respiración corta y ritmo cardíaco irregular.

15. Puntos blancos en las uñas o color violeta por deficiencia de zinc.

16. Inmunidad débil y desórdenes neurológicos por deficiencia de acetilcolina y dopamina, como resfriados y gripes frecuentes, y dificultad para recuperarse de las enfermedades.

17. Desórdenes de sueño debidos a la deficiencia de serotonina y melatonina, ambas sintetizadas en la glándula pineal; esto causa deficiencia de hormona de crecimiento, descarga del sistema nervioso parasimpático y sobrecarga del simpático, lo que resulta en dolor de lumbares, ligamentos, articulaciones, incontinencia urinaria y de intestino, síndrome de colon irritable, prostatitis y uretritis, como resultado del escaso (o nulo) potencial curativo restante de los órganos.

18. Desórdenes digestivos debido a la debilidad del parasimpático; los más habituales son diarreas, dolor de estómago y malas digestiones debido a la debilidad del hígado.

algo alarmantes estas cuestiones pero aun asi seguire con mis practicas sexuales ys i me sucede algo de lo antes descrito con gusto los comprattire con ustedes.

Vía l Elsy Reyes


COMENTARIOS

No hay comentarios, puedes dejar el primero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

ENLACES A ESTE ARTICULO