Erotismo, sexo, relaciones y parejas.

¿Existe el amante perfecto?

Luigi Eroxxx 4 enero 2009

amante-perfecto.jpg
Muchas veces he asesorado a personas que según ellas necesitan mejorar sus relaciones sexuales. Tanto es así la necesidad de sentirse capaces sexualmente, que sin duda es uno de los problemas que mas he tratado. Y es que ser considerado un buen amante es gratificante para un cierto grupo de personas.

Cuando utilizamos el término amante nos referimos al compañero sexual, no a otros significados. Ciertamente se ha venido asociando esta palabra a las relaciones amorosas ilícitas movidas por la lujuria. Pero en este caso tratare de reinvidicar a la palabra “amante” y su relación con el amor. Y toda expresión de una sexualidad saludable supone un acto de amor. Eso no quiere decir que te tengas que casar con él/ella o que vaya a ser un amor eterno; pero supone un acto amoroso en su esencia.

No olvidemos que el sexo es una forma privilegiada de comunicación para los humanos, de expresar amor en el más amplio sentido del término. Cuánto no se ha dicho ya sobre lo que convierte a alguien (hombre o mujer), en un amante ideal. Muchos son las publicaciones que prometen contar los secretos que pueden convertirnos en el perfecto amante. Si esto fuera tan fácil, los humanos no tendríamos tantos problemas mentales, dándole demasiada importancia al desempeño sexual.

Por doquier vemos revistas repletas de consejos para llegar a ser unos apasionados y diestros compañeros en la cama, los seres mas buscados en el planeta por nuestra pericia sexual. Tenemos dispuesta a nuestro alcance información diversa: todo tipo de ofertas que prometen ayudarnos a mejorar nuestra vida sexual y a encontrar una satisfacción sexual plena.

Pero entre tanta información es muy fácil perderse y resulta común hacer más caso a muchos de los mitos populares sobre el amor y el sexo. Nunca faltan las historias que nos cuentan de alguien que afirma haber conocido al amante perfecto. Quién no ha escuchado a amigos y conocidos contar historias eróticas de aquella o aquel amante perfecto (cuyo desempeño no podía ser mejor).

Por supuesto que también hemos escuchado relatos de situaciones totalmente opuestas, en las que alguien, no daba la talla y era terrible como amante. Sabemos que hay personas que han tenido innumerables amantes. Por otra parte, hay quienes pueden contarlos tan sólo con los dedos de una mano. Y también los que solamente han tenido una relación. Por lo tanto, los parámetros de comparación que se pueden tener en este sentido son muy distintos para unos y otros. Todo ello sin mencionar una gran cantidad de mitos y leyendas que existen sobre este tema y que pueden causar mucha confusión.

Recomiendo, en primer lugar, naturalidad y cuando se pasa a la acción, olvidar las teorías. Está bien tener información, pero hay que saber improvisar (como en la cocina). Si no se tiene un ingrediente, se cambia por otro o se omite, lo que importa es el plato en sí y disfrutar preparándolo, no la receta. Para eso hay que saber dejarse llevar. Así que mis queridos lectores no duden en opinar sobre este tema que sin duda es bastante interesante.


COMENTARIOS

  1. sil dijo:
    #1
    no lo se, supongo que para saberlo es cuestión de ir probando con uno y otros, pero de momento con lo que tengo ya me es suficiente
  2. Luis Arturo dijo:
    #2
    Pues si, si estas a gusto con tu pareja actual y pretenden ser fieles pues que mejor que seguir con el (ella), saludos
  3. Lolitas dijo:
    #3
    El amante perfecto no se, la amante perfecta, sí. Con productos estimulantes sexuales de sexshop, yo probé los de http://www.sexshop10.es y los uso a menudo, tendrás la amante perfecta, con mucho sexo....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *