Erotismo, sexo, relaciones y parejas.

Datos curiosos

Luigi Eroxxx 23 abril 2009

datos.jpg
Les dejo unos datos bastante curiosos sobre el sexo, la sexualidad y todo lo que le corresponde.

– El hombre, en general, no necesita más de diez segundos para conseguir una erección plena. Esto es porque para ellos, la erección es una reacción corporal ante la excitación y puede producirse simplemente ante un estímulo visual que contenga connotaciones eróticas, por ejemplo, la foto de una mujer sensualmente vestida. La mujer, en cambio, requiere mayores estímulos y no sólo físicos, sino también emocionales.

Un 5% de las mujeres sufren de alergia al semen, lo que les provoca reacciones tales como picazón, hinchazón y rojeces en la zona. En algunos casos, su organismo puede llegar a producir anticuerpos que hagan imposible la fecundación. Por otra parte, también hay hombres que presentan irritaciones al estar en contacto con flujo femenino. El preservativo es, también en estos casos, una buena solución.

– Durante la excitación que provoca el juego sexual, el clítoris puede llegar a aumentar dos veces su tamaño. Este hecho se ha relacionado con la erección del hombre y hay quien considera que el clítoris es un pene no desarrollado.

Durante un beso, nada menos que unas cuarenta mil bacterias saltan de una boca a la otra. Eso sí, no hay que alarmarse pues la saliva posee también elementos antisépticos que las vuelven inofensivas. Además, al besarse se ponen en marcha muchos de los músculos faciales, y activa ciertas hormonas que, en nuestro interior, actúan como analgésicos y estimulantes.

En la juventud, un varón puede llegar a experimentar hasta 10 erecciones diarias ya que sus hormonas, concretamente la testosterona, están en plena ebullición. Con los años, con la llegada de la madurez, esta capacidad va decreciendo.

El sexo mejora la salud de los amantes ya que favorece la actividad normal de las hormonas. Así, por ejemplo, libera endorfinas, que son las hormonas que provocan esa agradable sensación de bienestar, o activa la secreción de progesterona y estrógenos, que ayudan a proteger nuestro corazón, así como nuestros músculos y huesos.

El chocolate potencia la excitación sexual de las mujeres ya que consumirlo actúa directamente sobre el sistema nervioso. Y es que también colabora con la liberación de las endorfinas, y es por eso que se suele decir que el chocolate es el mejor sustitutivo del sexo.

Casi el 50% de las consultas que se realizan sobre temas sexuales en el médico tienen que ver con disfunciones sexuales masculinas, siendo la más habituales las que tiene que ver con casos de eyaculación precoz. Aún así, se sabe que muchos hombres temer acudir al especialista a tratar estos temas por vergüenza. Sin embargo, como se puede ver, es más frecuente de lo que se piensa.

– Llevar puesto un piercing no aumenta el placer ni la capacidad para llegar al orgasmo
. Ahora bien, puede favorecer la estimulación de los genitales, sobre todo del clítoris, si se encuentra en él. Eso sí, hay que extremar las precauciones en cuanto posiciones para evitar accidentes y en cuanto a higiene, para evitar infecciones.

Aunque no todos lo entienden, después de haber experimentado un orgasmo lo normal es que entre sueño. Esto es porque debido al esfuerzo físico realizado, al aumento de la actividad de las distintas hormonas y al estado de relajación en el que uno se sumerge, se logra conciliar el sueño mucho más fácilmente que cuando no se han mantenido relaciones sexuales.

Vía l Educasexo


COMENTARIOS

No hay comentarios, puedes dejar el primero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *