Erotismo, sexo, relaciones y parejas.

20 consejos para triunfar en el sexo (y II)

dlopez 11 septiembre 2009

20-secretos-para-triunfar-en-el-sexo-ii.jpg

Si ayer nos dedicábamos a la glosa de diez consejos para mejorar la vida sexual de nuestros lectores, hoy tendremos una opinión femenina al respecto. Es Suzi Godson, sexóloga, la que nos comenta cómo podemos conseguir el éxito en horizontal.

Lo primero que se nos recuerda es que los lubricantes, afrodisíacos y demás aditivos no sustituyen al sexo. Es decir, no por usar un lubricante vamos a parecer Nacho Vidal, el resultado de la relación sigue dependiendo de la delicadeza de los intérpretes.

Los hombres deberíamos tener en cuenta el cuerpo entero de la mujer. Tras haberse descubierto que el clítoris es el punto clave para el orgasmo femenino, muchos sólo se centran en tocarlo. Dice Godson: “La teta derecha, la izquierda y a tocar el clítoris como si fuera un interruptor. Esta idea divide a la mujer en partes y no somos muñecas inflables , somos un todo”.

Aunque el orgasmo del clítoris es el más potente el vaginal no ha de olvidarse. Mediante la penetración se puede conseguir lo que NO significa que ésta sea la única meta o que haya que estar media hora intentándolo. Lo lógico es ir cambiando de postura, velocidad e intensidad.

Las mujeres necesitan más tiempo para ponerse a tono. Aunque el “aquí te pillo, aquí te mato” tiene su gracia por lo general prefieren ir encendiéndose poco a poco. De ahí la importancia de los preliminares y el ir consiguiendo una excitación progresiva.

Los cambios de postura pueden contribuir a que el deseo sexual de la mujer se apague. Misionero, ella arriba y a lo perrito sería más que suficiente. Deja el Kama Sutra para los gimnastas del porno, las posturas complicadas pueden provocar que ella se sienta incómoda y de ahí a la frialdad hay un paso.

Estar haciendo el amor con una mujer durante una hora sin orgasmo femenino la convierte en una vagina de plástico. Con el tiempo se seca e incluso le puedes provocar erosiones. Ve intercambiando el pene con la lengua y los dedos y, sobre todo, pregúntale qué tal se siente. Que no te tenga que decir aquello de : Eh, estoy aquí.

No pienses que porque una mujer se acueste contigo significa que está segura de su cuerpo. De ahí que ciertas posturas dejen al descubierto partes del cuerpo que no son de su agrado. No tires de la cuerda más de lo debido y respétala en este sentido.

No deberías dirigir a la mujer hacia tus genitales. Cuando te esté haciendo una felación no te muevas y, SOBRE TODO, no le cojas la cabeza para forzarla. Déjala a su ritmo y que haga lo que quiera y como quiera. Si te llega el orgasmo avisa, el semen no es agradable para muchas mujeres y si te excita descargar en la boca de tu pareja…¿te gustaría que te pasara tu descarga en un beso de amor?

Intenta ver porno con tu pareja. Si es posible escoge soft core o porno dirigido por mujeres. Olvídate de películas gonzo o del hardcore más salvaje. La sexualidad es distinta y por eso hay que intentar amoldarse a los gustos femeninos.

El consejo final es, literalmente, “Recuerda quitarte los calcetines”.

Una vez más os proponemos que nos comentéis qué pensáis de estos consejos y que, si os parece bien, nos mandéis vuestros propios consejos.


COMENTARIOS

No hay comentarios, puedes dejar el primero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *